Factores socioeconómicos y Prevalencia de Discapacidad Visual

La pérdida de visión es el tercer impedimento más común en todo el mundo. Aunque las intervenciones costo-efectivas están disponibles para prevenir o curar la mayoría de las causas de pérdida de visión, la disponibilidad de estas intervenciones varía considerablemente entre países y distritos. El conocimiento de la asociación entre la pérdida de la visión y los factores socioeconómicos es informativo para la planificación de la salud pública.

El objetivo de este estudio fue explorar las correlaciones de la prevalencia de discapacidad visual con factores socioeconómicos a nivel de país y modelar y estimar una carga de enfermedad ajustada socioeconómicamente en base a estos datos.  En este estudio transversal, se recopilaron los siguientes datos de 190 países y territorios: prevalencia estandarizada por edad de discapacidad visual moderada a grave (MSVI) y ceguera desde el 1 de enero hasta el 31 de diciembre de 2010, en todos los países, índice de desarrollo humano (IDH), producto interior bruto (PIB) per cápita, gasto total en salud, gasto total en salud como porcentaje del PIB (gasto total en salud / PIB), gasto público en salud como porcentaje del gasto total en salud (público / total gasto en salud) y gastos de bolsillo como porcentaje del gasto total en salud (desembolso personal / gasto total en salud). Los países se dividieron en 4 niveles (bajo, medio, alto y muy alto) en función de su índice de desarrollo humano. El análisis de datos se realizó desde el 1 de septiembre de 2016 hasta el 1 de julio de 2017.

m_eoi170075f1

   Se evaluaron las correlaciones entre los datos de prevalencia y los índices socioeconómicos.  Se observó una fuerte asociación negativa entre las tasas de prevalencia de MSVI y la ceguera y el nivel socioeconómico de desarrollo. La prevalencia estandarizada por edad (SD) promedio de MSVI disminuyó de 4.38% (1.32%) en regiones de HDI bajo a 1.51% (1.00%) en regiones de HDI muy alto ( p <.001). El nivel nacional de HDI fue atribuible al 56.3% de la variación global en las tasas de prevalencia de MSVI y al 67.1% de la variación global en las tasas de prevalencia de ceguera. Las tasas de prevalencia más altas también se asociaron con un menor gasto total de salud per cápita, y un mayor porcentaje de desembolso / gasto total en salud. Los países con mayor carga de discapacidad visual y ceguera se pueden identificar fácilmente por los resultados de los modelos lineales. Los factores socioeconómicos podrían explicar el 69.4% de las variaciones globales en la prevalencia de MSVI y el 76.3% de las variaciones globales en la prevalencia de la ceguera.

m_eoi170075f2

En conclusión,  la carga de la discapacidad visual y los indicadores socioeconómicos se asociaron estrechamente y pueden ayudar a identificar los países que requieren una mayor atención a estos temas. El modelo de regresión descrito puede proporcionar una oportunidad para estimar objetivos de salud pública adecuados que sean consistentes con el nivel de desarrollo socioeconómico de un país.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

Wei Wang; William Yan; Andreas Müller. Association of Socioeconomics With Prevalence of Visual Impairment and Blindness. JAMA Ophthalmol. Published online October 19, 2017. doi:10.1001/jamaophthalmol.2017.3449

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario

Campos visuales funcionales: relación de las áreas del campo visual con la función autoinformada

El objetivo de este estudio es relacionar las áreas del campo visual con las dificultades funcionales para informar el desarrollo de una evaluación binocular del campo visual que pueda reflejar las consecuencias funcionales de la pérdida de campo visual. En los pacientes con Baja Visión es fundamental hacer una evaluación del campo visual funcional para poder elaborar un programa de Rehabilitación orientado y personalizado en cada caso.

En este estudio, cincuenta y dos participantes con pérdida de campo visual periférica comenzaron la evaluación binocular de campos visuales utilizando los programas 30-1 y 60-4 SITA Fast en el Humphrey Field Analyzer, y se obtuvieron umbrales medios. También se determinó la agudeza visual binocular, la sensibilidad al contraste y el rendimiento de lectura. La autoevaluación de la función global y la función de movilidad se evaluaron utilizando el Inventario de actividades de la ICF holandesa.

 

foto_campimetria

La mayor pérdida de campo visual (0-60 °) se asoció con peor función auto-reportada tanto en general (R 2 = 0,50, p <0,0001) como en movilidad (R 2 = 0,64; p <0,0001). Las áreas de campo visual central (0-30 °) y periféricas (30-60 °) estaban relacionadas de forma similar con la función de movilidad (R 2 = 0,61, p <0,0001 y R 2 = 0,63, p <0,0001 respectivamente), aunque el campo visual periférico  fue el mejor predictor de la movilidad autoreportada en múltiples análisis de regresión. Las áreas de campo visual superior e inferior están relacionados de manera similar a la función de la movilidad (R 2 = 0,56, p <0,0001 y R 2= 0,67, p <0,0001, respectivamente). Se encontró que el campo inferior es el mejor predictor de la función de movilidad en el análisis de regresión múltiple.

En consecuencia, el umbral medio del campo visual binocular a una excentricidad de 60 ° es un buen predictor de la función autoinformada en general, y particularmente de la función de movilidad. Tanto el umbral medio (0-30 °) como el periférico (30-60 °) son buenos predictores de la función autoinformada, pero el campo periférico  es un predictor ligeramente mejor de la función de movilidad y no debe ser ignorado al considerar las consecuencias funcionales de la pérdida de campo. El campo visual inferior es un predictor ligeramente más fuerte de la percepción global y de la función de movilidad que el campo superior.

 

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

 

Functional visual fields: relationship of visual field areas to self-reported function. Subhi H, Latham K, Myint J, Crossland M.  Ophthalmic Physiol Opt. 2017 Jul;37(4):399-408. doi: 10.1111/opo.12362. Epub 2017 Mar 9.

Publicado en General | Deja un comentario

Preferred retinal locus (PRL) en patología macular: la importancia de la microperimetría.


El objetivo de este trabajo fue investigar la localización y la estabilidad de fijación de las puntos preferentes retinianos (PRL)  en pacientes con enfermedad macular  y la relación entre áreas de autofluorescencia anormal del fondo, PRL y sensibilidad visual.

Se estudiaron 15 pacientes. Siete tenían enfermedad de Stargardt, uno maculopatía en ojo de buey, cinco degeneración macular asociada a la edad, uno distrofia macular viteliforme de Best y uno distrofia de patrón. Todos los ojos examinados tenían áreas de autofluorescencia anormal del fondo. El PRL fue evaluado con fotografía de fondo y el microperímetro Nidek. La sensibilidad del campo visual también se midió con el microperímetro Nidek.

De los 15 ojos, 4 tenían fijación foveal y 11 tenían fijación excéntrica. Los PRL excéntricos estaban por encima de la lesión atrófica y su estabilidad no dependía del grado de excentricidad de la fóvea. La sensibilidad visual disminuyó notablemente en las localizaciones correspondientes a las áreas hipofluorescentes.La sensibilidad no disminuyó en las áreas hiperfluorescentes correspondientes a las manchas, pero sí disminuyó la hiperfluorescencia que se encontraba en forma de anillos densos.

 

Localización PRL

Localización PRL

Captura de pantalla 2017-07-11 a la(s) 10.43.43

 

En conclusión los PRL excéntricos se encontraban en la retina superior en regiones de autofluorescencia normal del fondo. La estabilidad de fijación no se correlacionó con el grado de excentricidad de la fóvea. Para evaluar los resultados de los ensayos de tratamiento es importante utilizar métodos que relacionan la morfología de la retina con la función visual.

Estabilidad de fijación en función de la distancia a la fóvea

Estabilidad de fijación en función de la distancia a la fóvea

Del mismo modo también hemos observado que cuando se valora los PRL verticales mediante un método subjetivo (Test de Fonda) existe una correlación del 100% con un método objetivo (microperimetría Maia), mientras que en los PRL horizontales la correlación sólo es del 60%, pensamos que esto puede deberse a la mayor inestabilidad de estos PRL horizontales.

IMG_4363

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

 

 

Greenstein VC, Santos RA, Tsang SH, Smith RT, Barile GR, Seiple W.Preferred retinal locus in macular disease: characteristics and clinical implications. Retina 2008 Oct;28(9):1234-40. doi: 10.1097/IAE.0b013e31817c1b47.

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario

Efectividad de las lupas ópticas y electrónicas portátiles para las actividades de visión cercana en Baja visión

El objetivo de este estudio fue comparar el rendimiento de las actividades de visión cercana usando sistemas de mejora de  visión electrónica portátiles sumados, a la utilización de lentes de aumento ópticas solamente, en personas con Baja Visión.


lupa_newdigitl1_1

 

Un total de 100 usuarios con habilidades adquiridas en el uso de ayudas opticas fueron reclutados de clínicas de Baja visión en el Manchester Royal Eye Hospital, del Reino Unido,para un estudio prospectivo de ensayo cruzado controlado aleatorio. La lectura, la realización de actividades de visión cercana, y el dispositivo de baja visión usado se evaluaron al inicio del estudio; y al final se valoraron los dos grupos creados (Intervención A: ayudas ópticas existentes además de ayudas electrónicas adicionales; Intervención B: sólo ayudas ópticas) después de 2 y 4 meses.

coil

ErgoGrande

Completaron el estudio un total de 82 participantes. En general la velocidad, la lectura máxima para frases de alto contraste no fue estadísticamente significativamente diferente para ayudas ópticas y electrónicas, aunque el tamaño de impresión crítico y el umbral de tamaño de impresión que se podría acceder con ayudas electrónicas fueron estadísticamente significativamente menor (p <0,001 en ambos casos ). Las ayudas ópticas se utilizaron para un mayor número de tareas (p <0,001), y se utilizan con mayor frecuencia (p <0,001). Sin embargo se prefiere el uso de ayudas electrónicas para la lectura de ocio por un 70% de los pacientes, y con el uso de estas obtenemos una duración mayor de lectura (p <0,001). Cuando tenían un dispositivo electrónico de Baja Visión, los participantes fueron capaces de llevar a cabo más tareas de forma independiente (p <0,001), y reportaron menos dificultad con una serie de actividades de visión de cerca (p <0,001).

lupa_digital12_1

 

En conclusión podemos afirmar que se proporciona evidencia de que los dispositivos electrónicos de Baja Visión pueden desempeñar un papel útil  que complementa la gama de ayudas ópticas de baja visión utilizados para reducir la limitación de actividad para las tareas de visión de cerca en pacientes de Baja Visión.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

 

Taylor , Bambrick, Brand A , Bray N , Dutton M , Harper RA , Hoare Z, Ryan B, Edwards R, Waterman H, Dickinson C. Effectiveness of portable electronic and optical magnifiers for near vision activities in low vision: a randomised crossover trial. Ophtalmic Physiol Opt 2017 May 12. doi: 10.1111/opo.12379

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario

El impacto de los dispositivos electrónicos sobre la velocidad de lectura y la comodidad en pacientes con Baja Visión

El objetivo de este estudio fue evaluar el impacto de los dispositivos de lectura electrónicos retroiluminados y no iluminados en la velocidad de lectura y el confort en pacientes con Baja Visión.

k2

La agudeza visual, es un parámetro fundamental utilizado en la práctica de la oftalmología, evalúa la capacidad del paciente para identificar letras y figuras sobre un fondo contrastado. En muchos contextos clínicos, una versión modificada del optotipo original de  Snellen todavía se utiliza para determinar la Agudeza Visual a distancia de un paciente. La agudeza visual continúa siendo evaluada regularmente en la práctica clínica moderna y se utiliza a menudo para hacer inferencias sobre el estado funcional visual de un paciente. Sin embargo, la visión cercana también es imprescindible para las tareas diarias y mantener la calidad de vida. Un estudio de P. Virtanen and L. Laatikainen informó que el objetivo visual más común de de los pacientes con Baja Visión por degeneración macollar asociada a la edad (DMAE) es la dificultad con la lectura cercana.

Para evaluar el impacto de los dispositivos de lectura electrónicos, se diseñó un estudio prospectivo que incluyó una muestra de conveniencia de 167 pacientes. Se pidió a los participantes que leyeran cinco extractos diferentes sobre cinco medios diferentes en una orden asignada al azar. La media incluyó un libro impreso con fuente de 12 puntos (12PF),  iPad2 en 12PF,  iPad2 con fuente de 18 puntos (18PF), Kindle2 con 12PF y Kindle2 con 18PF. Se midió la velocidad de lectura en palabras por minuto  y la preferencia media, y fueron registradas y estratificadas por rangos de agudeza visual.

Se obtuvieron los siguientes resultados: Velocidades de lectura promedio en palabras por minuto: iPad2 a 18PF (217.0), iPad2 a 12PF (209.1), Kindle2 a 18PF (183.3), Kindle2 a 12PF (177.7) y libro impreso a 12PF (176.8). La velocidad de lectura fue más rápida en los medios retroiluminados en comparación con los medios no luminosos. La ampliación del texto minimizó las pérdidas en el rendimiento de lectura con el empeoramiento de la agudeza visual del paciente. La mayoría de los participantes prefirieron leer en el iPad2 en 18PF.

Captura de pantalla 2017-06-04 a la(s) 13.35.23

Captura de pantalla 2017-06-04 a la(s) 13.37.56

En conclusión los dispositivos retroiluminados pueden aumentar la velocidad de lectura y la comodidad con respecto a los dispositivos no iluminados y el texto impreso, particularmente en pacientes con disminución de agudeza visual.

Otros estudios previos han demostrado que la agudeza visual es uno de los varios factores clave relacionados con el rendimiento de lectura. Sin embargo, la variabilidad en la iluminación ambiental y el contraste de fondo puede conducir a medidas inconsistentes de agudeza visual. En un ejemplo, Falkenstein et al., demostraron que los pacientes lograron una mejor agudeza visual cuando se utilizó el estudio Early Treatment Diabetic Retinopathy Study (ETDRS) gráfico, que tiene una luminancia de fondo de 121.0 cd / m2, que cuando se utiliza el estándar Snellen gráfico, que tiene una luminancia de 65.0 cd / m2. Del mismo modo, este estudio  encontró que la agudeza visual de cerca  fue de aproximadamente una línea mejor cuando se mide en un dispositivo electrónico retroiluminado que cuando se mide en un equivalente Rosenbaum cerca de la tarjeta de visión. Como resultado, la retroiluminación puede ser una estrategia para mejorar la agudeza visual y el rendimiento de la lectura.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

 

1.Henry Feng, Daniel B. Roth, Howard Fine, Jonathan Prenner, Kunjal Modi, William Feuer “The Impact of Electronic Reading Devices on Reading Speed and Comfort in Patients with Decreased Vision” Journal of Ophthalmology; Volume 2017 (2017), Article ID 3584706

2. P. Virtanen and L. Laatikainen, “Low-vision aids in age-related macular degeneration” Current Opinion in Ophthalmology, vol. 4, no. 3, pp. 33–35, 1993.

3. G. Giacomelli, G. Virgili, F. Giansanti et al., “Clinical and microperimetric predictors of reading speed in low vision patients: a structural equation modeling approach” Investigative Ophthalmology & Visual Science, vol. 54, no. 6, pp. 4403–4408, 2013.

4. C. Kniestedt and R. L. Stamper, “Visual acuity and its measurement” Ophthalmology Clinics of North America, vol. 16, no. 2, pp. 155–170, 2003,

5. I. A. Falkenstein, D. E. Cochran, S. P. Azen et al., “Comparison of visual acuity in macular degeneration patients measured with snellen and early treatment diabetic retinopathy study charts” Ophthalmology, vol. 115, no. 2, pp. 319–323, 2008.

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario

Optom 2017 y Academia Europea de Optometría

Recién aterrizado de una nueva edición de Optom 2017 y de la Academia Europea de Optometría. Un congreso dedicado a las nuevas tecnologías en la optometría, enfocado desde dos puntos de vista: “influencia de la tecnología en la visión (impacto en la salud visual y en la función visual)” y “Beneficios derivados de las nuevas tecnologías para el diagnóstico y el tratamiento de disfunciones visuales”.

Captura de pantalla 2017-05-14 a la(s) 18.07.36

Durante el congreso hemos podido valorar la presentación de importantes avances clínicos, las técnicas más novedosas y los resultados de los últimos estudios científicos desarrollados en el ámbito de las nuevas tecnologías en optometría: la influencia de la tecnología en la visión; los beneficios derivados de las nuevas tecnologías, como el telediagnóstico y aplicaciones móviles específicas para la evaluación del sistema visual;  las técnicas de imagen; y las perspectivas futuras en contactología, y también temas relacionados con el ojo biónico, trasplantes e implantes celulares; terapias génicas y optogenéticas,…

IMG_6562

A nivel de la Academia Europea de Optometría nos enfrentamos a un reto porque el Brexit tiene una consecuencia directa muy importante: la salida del Reino Unido genera que la primera referencia en Optometría quede fuera. Sin el liderazgo británico se pierde una referencia muy importante pero se crea una oportunidad brutal para la optometría española. El nivel de la Optometría española nos debe de enorgullecer a todos, y estamos preparados en la línea de salida para aportar y generar mucha ciencia en la Academia. Nuestros egresados y doctores tienen un nivel envidiable por muchos países de la UE. Por todo ello, un español ha sido designado para ser la referencia y liderar la línea de la Optometría basada en la Evidencia dentro de la Academia. Otra española, Mireia Pacheco, deja la presidencia de la Academia tras una gran labor y Eduardo Teixeira es ya el nuevo presidente. Zadar en el extremo norte de Dalmacia, será la ciudad que acogerá el congreso de la Academia en 2018.

Por lo que respecta a nuestra especialidad de Baja Visión este año aparte de las sesiones en las que hemos podido valorar los implantes que en un futuro podrían ser una realidad; en la Academia tuvimos una sesión de trabajo con Jennifer Brower en las que valoró la adaptación de ayudas de Baja Visión en pacientes con esclerosis múltiple. Presentó un caso clínico de un paciente con AV de 3/48 en ambos ojos al que adaptaba TS binoculares de 4X, Ts G 2x  bino y filtro LTF ámbar 40% al que le prescribía un suplemento para exteriores LTF 585 gris. Con todas estas ayudas conseguía mejorar las actividades de la vida diaria del paciente.

También presentó casos de pacientes con Pseudoexantoma elástico, enfermedad hereditaria progresiva caracterizada por causar lesiones cutáneas, oculares y vasculares debida al acúmulo de fibras de elastina anormales mineralizadas en estos tejidos. En los primeros estadios se trabajaba con estos pacientes intentando mitigar los efectos oculares mediante la adaptación y prescripción individualizada de ayudas visuales, pero es una entidad devastadora que genera un importante daño a nivel ocular.

Jennifer Brower and David Berkow

Jennifer Brower and David Berkow

Destacar otro trabajo presentado en un póster en el que se describen el uso de dispositivos electrónicos en población con Baja Visión.

Captura de pantalla 2017-05-14 a la(s) 19.04.17

 

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

Publicado en Baja Visión, General | Deja un comentario

La capacidad de lectura y la calidad de vida en la enfermedad de Stargardt

El propósito de este trabajo fue estudiar el rendimiento de lectura de los pacientes con enfermedad de Stargardt, y la relación entre las mediciones clínicas de la visión y la calidad de vida relacionada con la visión.

Stargardt

Se estudiaron ambos ojos de 16 pacientes con enfermedad de Stargardt. A cada paciente se le examinó la agudeza visual corregida (ETDRS), la capacidad de lectura (tablas MNREAD y REX),la sensibilidad al contraste (test Pelli-Robson), el estudio de fijación (microperímetro MP1), y la relación visión-calidad de vida ( test NEI VFQ-25). El patrón de correlación entre estas variables se examinó y se utilizó un análisis factorial exploratorio para investigar dimensionalidad tanto de la función visual y la calidad de vida relacionada con la visión.

St left

 

La media de agudeza visual (ETDRS) fue de aproximadamente 20/160 (0,9 logMAR). Todas las medidas psicofísicas estudiadas fueron altamente o moderadamente correlacionadas con la velocidad de lectura MNREAD (p <0,05). Se encontró una correlación similar entre las medidas psicofísicas y las de calidad de vida, que fue superior para las medidas de agudeza (r = -0,75) y  velocidad (r = 0,74) en la lectura. En consecuencia, el análisis factorial exploratorio sugiere que una sola dimensión latente explica la mayor parte de la varianza de medidas psicofísicas de visión, así como de la calidad de vida relacionada con la visión.

En conclusión, la capacidad de lectura debe ser evaluada en pacientes con enfermedad de Stargardt, ya que encontramos que tanto la velocidad de lectura y la agudeza visual son fuertes determinantes de la calidad de vida.

La relación observada entre la capacidad de lectura y la calidad de vida en pacientes con Stargardt sugiere que en estos pacientes la Rehabilitación de Baja Visión apropiada e individualizada para cada caso puede mejorar  el rendimiento de lectura y, en consecuencia la calidad de sus vidas.

Por último, estos datos apoyan el uso de la velocidad de lectura y la agudeza visual como medidas de resultado importantes para la progresión y vigilancia de la enfermedad de Stargardt.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

 

 Reading ability and quality of life in Stargardt disease. Eur J Ophthalmol. 2017 Apr 14:0. doi: 10.5301/ejo.5000972

 

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario

Evaluación de la PIO en el uso de lentes esclerales

 La compresión de las venas episclerales o la deformación del tejido en el canal de Schlemm debajo de la zona de apoyo de las lentes esclerales podría elevar la presión intraocular (PIO). El objetivo de ese estudio fue examinar el efecto de la PIO tras 2 horas de uso de una lente escleral de diámetro pequeño (15mm).

scleral

 Se incluyeron 29 participantes  que no presentaron antecedentes de enfermedad ocular ni uso de lentes esclerales. A cada participante se le adaptó con una lente escleral de 15 mm de diámetro en un ojo (ojo del estudio). La presión intraocular se midió en ambos ojos por pneumatonometría centrada en la córnea y periféricamente en la esclerótica. La lente se puso en un ojo y se usó durante 2 horas. La presión intraocular se midió de nuevo inmediatamente después de la colocación de la lente, a 1 y a las 2 horas de uso de la lente, e inmediatamente después de quitar la lente. La presión intraocular después de retirar la lente escleral se comparó con la PIO antes de colocar la lente y la PIO en el ojo de control usando pruebas pareadas.

Sin título

 Inmediatamente después de retirar la lente escleral, la PIO central media en el ojo del estudio (13,9 ± 3,1 mm Hg) no fue diferente de la PIO central en el ojo de control (13,5 ± 2,2 mm Hg, P = 0,4) o en el mismo ojo antes del uso  de la lente (13,6 ± 1,9 mm Hg, P = 0,6). Tampoco hubo diferencias en la PIO medida periféricamente a las 2 h de uso  de las lentes (P = 0,8).

En conclusión el uso de las lentes esclerales de 15 mm durante 2 horas no aumenta la PIO en los ojos sanos.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

Nau, Cherie B. O.D.; Schornack, Muriel M. O.D.; McLaren, Jay W. Ph.D.; Sit, Arthur J. S.M., M.D. Intraocular Pressure After 2 Hours of Small-Diameter Scleral Lens Wear. Eye & Contact Lens: Science & Clinical Practice.

Publicado en Contactología | Deja un comentario

Revisión sistemática de la evaluación de la agudeza visual de cerca de 0-13 años de edad con visión normal y con Baja Visión

La inclusión de la rehabilitación de niños con discapacidad visual se basa en parte en la medición de la visión de cerca, pero actualmente existe una carencia de guías clínicas para la valoración  de la agudeza visual cerca . El doble propósito de esta revisión sistemática fue: en primer lugar proporcionar una visión general de los efectos del diseño gráfico en la agudeza visual medida en visión cercana, y en segundo lugar determinar el método de elección para valoraciones de la visión de cerca en niños en diferentes edades de desarrollo.

Se realizó una búsqueda bibliográfica mediante el uso de las siguientes bases de datos: PubMed, Cochrane Library, y EMBASE. Los estudios adicionales fueron identificados por el contacto con expertos y la búsqueda de artículos pertinentes en las listas de referencias de los estudios incluidos. Los términos de búsqueda fueron:  test de visión, evaluación de la visión , agudeza visual, test y cerca.

Se obtuvieron los siguientes resultados. Para niños de 0-3 años el gold standard sigue siendo el test de mirada preferencial. Las normas y protocolos están disponibles para este procedimiento para los niños entre 6-36 meses de edad. Para 4-7 años de edad, se recomienda utilizar los Test de LEA, debido a que estos símbolos han sido debidamente validados y se pueden utilizar en niños que todavía no tengan acceso a la escritura. Las respuestas pueden ser verbales o haciendo coincidir el símbolo que se les indica. En los niños de 8-13 años, el método recomendado es el test de letras ETDRS, debido a que la agudeza visual que nos proporciona este test es más predictiva para una visón funcional en la lectura que los test de símbolos. (en esta edad 8-13 años de edad,  para agudezas con letras 0,1-0,2 logMAR son mas difíciles de distinguir que las agudezas con símbolos)

test mirada te LEA_Symbols_Test

e17c186eb9077cbeac8526f7738e2917_XL

En conclusión el diseño del test, la distancia de visión y la elección del umbral tienen un grave impacto en las mediciones de agudeza visual cerca. La agudeza visual de cerca medida con símbolos es más funcional que la agudeza visual cercana medido con barras (mirada preferencial), y  la agudeza visual de cerca medida con las letras es más funcional  que la agudeza visual cercana medido con símbolos. La distancia de visualización, el test utilizado, y el espaciado entre caracteres deben adaptarse al desarrollo del niño y remitir con el fin de permitir las comparaciones entre las mediciones.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

Huurneman B, Boonstra FN .Assessment of near visual acuity in 0-13 year olds with normal and low vision: a systematic review. BMC Ophthalmol 2016 Dec 8;16(1):215.

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario

Resultados funcionales de Prevención de la depresión en Baja Visión relacionada con la DMAE

La Degeneración macular asociada a la edad es una enfermedad ocular degenerativa que lleva a la pérdida progresiva de la visión central, lo que puede afectar gravemente a la capacidad de un paciente para socializar, leer, conducir, y vivir independientemente. Se estima que entre el 10% y el 30% de los pacientes con discapacidad visual con DMAE pueden desarrollar depresión clínicamente significativa.  La depresión en DMAE se asocia con una disminución de la función visual y mayores niveles de discapacidad, los gastos médicos, y las tasas de mortalidad. Distintos estudios clínicos de investigación demuestran que los servicios de rehabilitación ambulatoria de baja visión pueden mejorar la capacidad funcional.  Un ensayo clínico recientemente completado, el Ensayo de Prevención de la depresión en Baja Visión relacionada con la DMAE, demostró que la activación conductual (BA), además de la rehabilitación de baja visión proporcionada por un terapeuta ocupacional (OT-LVR) en la casa de los pacientes redujo la incidencia de la depresión severa en pacientes con DMAE  con baja visión.

Depresion adulto mayor

 

El objetivo de este estudio fue comparar la eficacia de la activación conductual (BA), además de la rehabilitación de baja visión con un terapeuta ocupacional (OT-LVR) con la terapia de apoyo (ST) en la función visual en pacientes con degeneración macular asociada a la edad (DMAE).

Para ello se realizó un ensayo clínico aleatorizado de un sólo enmascaramiento controlado con atención a los pacientes con síntomas depresivos por DMAE  ( n = 188). Todos los sujetos tenían dos visitas ambulatorias de optometría para la rehabilitación de baja visión, después fueron aleatorizados en el hogar para el grupo de tratamiento o grupo control. La activación conductual es un tratamiento conductual estructurado con el objetivo de aumentar los comportamientos de adaptación y lograr objetivos sociales. La terapia de apoyo es un tratamiento psicológico que proporciona apoyo emocional y controles para la atención. La visión funcional se evaluó con el inventario de la actividad (IA) en la que los participantes califican el nivel de dificultad de los objetivos y las tareas correspondientes. Los participantes fueron evaluados al inicio y a los 4 meses.

sc

Las mejoras en la capacidad de los pacientes de baja visión para realizar las actividades diarias, como se mide por el inventario de actividad, fueron consistentemente mayores para el grupo de tratamiento que para el grupo control ( d = 0,71; d = 0,56, respectivamente). Estos resultados nos llevan a la conclusión de que los resultados funcionales son mejores cuando se añade la terapia ocupacional a los servicios de baja visión estándar de optometría que cuando sólo se añade una cantidad equivalente de atención. Las mejoras significativas en la capacidad visual que vimos en el grupo control pueden ser interpretadas como concurrentes con estudios previos que concluyeron que los servicios de baja visión convencional solo son eficaces para mejorar la función visual. Sin embargo, estos resultados también podrían interpretarse como indicativo de un efecto de respuesta de polarización de la terapia de apoyo.

Los resultados de este estudio confirman específicamente  la eficacia de los servicios de Baja visión en el hogar  en pacientes con síntomas depresivos comórbidos. Los efectos adicionales de terapia ocupacional fueron mayores en los pacientes con discapacidad visual menos grave (≥20 / 70)  que en los pacientes con deficiencias visuales más graves (<20/70). Este resultado fue inesperado, ya que, como se muestra en el estudio Lovit, pacientes con una mejor función visual al inicio del estudio tienen menor rango espacial para mejorar.

Si tienes alguna pregunta, duda o comentario puedes hacerla en nuestro muro de facebook:

fbbarraqvision

Ashley D. Deemer; Robert W. Massof; Barry W. Rovner; Robin J. Casten; Catherine V. Piersol Functional Outcomes of the Low Vision Depression Prevention Trial in Age-Related Macular Degeneration Investigative Ophthalmology & Visual Science March 2017, Vol.58, 1514-1520. doi:10.1167/iovs.16-20001

Publicado en Baja Visión | Deja un comentario